Si te deshaces de gente tóxica de un “portazo”, puede que seas una INFJ

A menos que seas una persona INFJ o convivas con una de ellas, el término no te resultará familiar.

Según los arquetipos de personalidad de Myers Briggs, las INFJ responden a un tipo muy poco común (en torno al 1% de la población) caracterizado por la Introversión, la Intuición, el Sentimiento y el Juicio (de acuerdo a sus iniciales, en inglés).

Son sensibles, empáticas y tienen un fuerte sentido de la justicia.

Pero también son (tristemente) conocidas por su propensión al “portazo”.

 

Sayonara, baby

 

Y es que cuando alguien las hiere, tienden a terminar con la relación sin mediar palabra. Sin discusiones, insultos ni reproches. Simplemente cortan cualquier tipo de contacto. Puede que incluso bloqueen a esa persona non grata en su teléfono y redes sociales.

Su reacción puede parecer desmesurada y caprichosa, fruto de un arrebato momentáneo, pero nada más lejos de la realidad.

 

A las INFJs les cuesta mucho confiar en nuevas personas. Pero cuando se entregan, lo hacen de verdad. Dan lo mejor de sí mismas, y hacen el esfuerzo de abrirse, sobrepasando así su temor a sentirse vulnerables.

Y sin bien nunca exigirán un trato determinado por parte de la otra persona, sí que esperan que la entrega sea recíproca.

Las personas del arquetipo INFJs tienen una gran capacidad de aguante, por lo que pueden soportar abusos y comportamientos hirientes durante mucho tiempo.

Pero tanto abuso no cae en saco roto, sino que tiene un efecto acumulativo.

 

El pasado, pasado (no) está

 

La naturaleza sensible y reflexiva de las INFJs, unida a una memoria prodigiosa (para temas del pasado en general, y afrentas en particular) las hace recrearse una y otra vez en conversaciones mantenidas hace meses, buscar interpretaciones profundas a ciertos gestos y miradas, y rumiar la desigualdad entre su entrega emocional, y el trato que reciben a cambio.

Así, no es extraño que todo el daño se amplifique en su mente (y su corazón) y cuando ya consideran que ha sido demasiado, voilá. Despedida a la francesa.

El diálogo es innecesario: el daño ya está hecho, las conclusiones extraídas, y la decisión tomada.

 

Frío, frío

 

Puede sorprender la aparente frialdad con la que “dan el portazo”.

Pero la reacción no es fruto de una decisión “en caliente”, sino que se ha estado gestando mucho tiempo en su interior. Cuando por fin toman cartas en el asunto, lo hacen con determinación.

Aunque normalmente el portazo suele ser un punto y final en la relación, en ocasiones se trata de un ultimátum. A las INFJs no les gusta el drama, por lo que así se aseguran de que el mensaje es claro, directo e impactante, y se ahorran conversaciones tensas y desagradables.

Puede ocurrir que los INFJs emitan señales o avisos previos, pero lo que no tienen en cuenta es que no todo el mundo es tan consciente de las sutilezas e indirectas como ellos.

También puede pasar que el portazo sea interno: es decir, que en su corazón se hayan cerrado para siempre a una persona, aunque sigan tratando con ella. Eso sí, la relación nunca será igual.

Aunque el portazo más fuerte es que el que dan a las personas que han hecho daño a alguien a quien quieren. Ahí sí que suele ser definitivo.

 

 

¿Y tú, has usado el portazo alguna vez? Si te has identificado con alguno de los rasgos descritos, puede que seas una persona introvertida extrovertida.

 

 


Related Posts

Quizás seas “introvertida extrovertida”. Los comportamientos que te delatan

Quizás seas “introvertida extrovertida”. Los comportamientos que te delatan

El mundo tiende a polarizar: o eres de playa, o de montaña; de dulce, o de salado; de vino tinto, o de blanco; de libro en papel, o ebook; de tortilla de patata con cebolla, o sin ella; de campo, o de ciudad; de trasnochar, […]

Por qué el yoga te hace llorar

Por qué el yoga te hace llorar

¿Llorar en yoga? Seguro que entre todos los beneficios que se atribuyen a la práctica,jamás te habían hablado de este. Pero pasa.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *